Congresos de Comisiones Obreras de Euskadi | 17 abril 2024.

"Egurre! Actuar para avanzar" será el lema del XII Congreso que se celebrará el 3 y 4 de junio en Vitoria - Gasteiz

    CCOO de Euskadi celebrará el 3 y 4 de junio su XII Congreso con el objetivo de luchar contra la precariedad, igualdad y para mejorar condiciones. Hoy, Loli García y Santi Martínez, secretaria general y responsable de comunicación y área sociopolítica, respectivamente han presentado el congreso que se celebrará en el Palacio Europa de Vitoria-Gasteiz. Loli García ha anunciado públicamente que se presentará a la reelección. 

    12/05/2021.
    Loli García

    Loli García

    Según han explicado en rueda de prensa, el congreso supone culminar un proceso que comenzó en enero con cientos de asambleas de afiliados y la renovación de los órganos de dirección de las distintas Federaciones que componen el sindicato, que celebrará el Congreso" bajo el lema "Egurre. Actuar para avanzar" como "una llamada al ánimo y a la acción colectiva" ante la actual crisis socio-económica.

    En el Congreso, al que acudirá el secretario general de CCOO, Unai Sordo, y en el que participan 200 delegados, se elige la secretaría general, la comisión ejecutiva y la delegación de Euskadi al Congreso de Madrid.

    Loli García, que precisamente tomó el relevo a Unai Sordo hace cuatro años al frente del sindicato, optará a ser nuevamente elegida secretaria general y lo hará con ánimo renovado.

    Loli García asegura que han sido cuatro años duros, verteginosos, sobre todo, este último, pero tiene el ánimo inquebrantable porque cuando defiendes causas justas el ánimo acompaña mucho más. "Para mi sigue siendo un orgullo dirigir una organización de clase que defiende a la clase trabajadora como CCOO y me presento con todo el ánimo renovado y ganas de cambiar las cosas en este nuevo mandato", ha agregado.

    PROCESO DEMOCRÁTICO

    Loli García ha subrayado la importancia que tiene el proceso congresual y ha citado cuatro razones, en primer lugar, porque es un proceso democrático que se inicia en las bases del sindicato y en el que participa el conjunto de la afiliación, además de servir para hacer balance y "rendir cuentas del trabajo realizado" en los últimos cuatro años.

    Además, también servirá para debatir y aprobar las líneas estratégicas de los siguiente cuatro años y elegir los órganos de dirección del sindicato.

    La líder sindical ha explicado que el "objetivo general" que se marca el sindicato es "la lucha contra la precariedad, la igualdad entre hombres y mujeres y mejorar las condiciones de trabajo y de vida de la clase trabajadora". En definitiva, "reclamamos otro modelo social, laboral y económico más justo".

    Para ello, cuentan con "tres instrumentos de vital importancia", uno de ellos tiene que ver con la negociación colectiva y con la apuesta del sindicato por el convenio sectorial territorial, que ha dado "sus frutos", ya que, cuando iniciaron el mandato congresual, partían con apenas el 30% de la clase trabajadora con convenio actualizado y ahora, más del 55% de trabajadores cuentan con la cobertura de un convenio colectivo sectorial,

    A su juicio, este convenio es "el único que garantiza unas condiciones laborales" al conjunto de trabajadores de un sector, independientemente de la empresa en la que trabajen. Según ha señalado, van a seguir defendiendo este modelo y su extensión porque han demostrado que en Euskadi se negocian convenios y "buenos" convenios "frente a los que abandonaron los ámbitos propios de negociación bajo la excusa de la estatalización de la negociación colectiva".

    Además, trabajarán por extender los planes de igualdad en todas las empresas porque cree que es la "mejor aportación" que pueden hacer "para mejorar las condiciones de las mujeres en el mundo del trabajo".

    Loli García ha añadido que "la segunda línea de actuación" y ha asegurado que es un instrumento de "utilidad" para la clase trabajadora. También ha apuntado que "muestra de ello son los acuerdos alcanzados", de manera que ya "nadie pone en duda hoy en día el valor de lo que ha supuesto el diálogo social". En este sentido, ha citado ejemplos como la regulación del teletrabajo, la recien aprobada de los riders o los ERTEs que han conseguido "mantener miles de empleo" y que en Euskadi se han mejorado "con un complemento para los salarios más bajos".

    Asimismo, ha subrayado que en Euskadi van a seguir trabajando por el "empleo de calidad, la lucha por la igualdad y porque el proceso hacia la digitalización sea de la mano de los trabajadores y mejorando sus condiciones".

    Loli García ha añadido que también ha que recomponer un nuevo marco normativo que pase por derogar las reformas laborales, por "plantear restricciones legales a la precariedad", por recuperar "el papel vertebrador de la negociación colectiva" y por una reforma de las pensiones.

    BINOMIO NEGOCIACIÓN-MOVILIZACIÓN

    Por otro lado, la líder sindical ha defendido el "binomio negociación-movilización". "Movilización, como estrategia sindical para alcanzar buenos acuerdos, y algunos ejemplos de estos cuatro años también son las luchas en sectores como el convenio del metal de Bizkaia o el de la enseñanza concertada, que han demostrado que es posible compartir el binomio movilización-negociación para alcanzar buenos acuerdos que mejoren las condiciones de trabajo de miles de trabajadores".

    Loli García ha añadido que, de cara al futuro, hay sectores estratégicos que se han manifestado como "esenciales" en esta pandemia, entre los que ha citado, los cuidados y, en concreto, las trabajadores del servicio de ayuda a domicilio que "se han dejado la piel". "No vamos a parar hasta que consigamos negociar sus condiciones y lograr un convenio justo", ha agregado,

    Asimismo, ha manifestado la necesidad de "proteger y reforzar los servicios públicos en sentido amplio", lo que incluye también a los servicios, cuya gestión las administraciones han dejado "en manos privadas" y "eso tiene que cambiar".

    Loli García ha señalado también la labor desarrollada por el sindicato durante la pandemia y ha indicado que su hoja de ruta ha sido la de "crear certidumbres donde solo había desconcierto". En este sentido, ha destacado que han mantenido todas las tardes abiertas, con "atención presencial y telefónica".

    En concreto, ha indicado que los dos primeros meses "más duros" de la crisis sanitaria han atendido más de 15.000 llamadas y se ha hecho atención sindical a trabajadores que pertenecen a más de 700 empresas que estaban en ERTE.

    "Hemos conseguido mantener miles de empleo, frente a la pretensión de las patronales de recurrir al despido para enfrentar la crisis toca avanzar hemos dicho hemos reconocido el valor insustituible del mundo de trabajo pero ahora toca poner", ha manifestado.

    Loli García ha indicado que "el país está en deuda con la clase trabajadora" y el sindicato va a poner "toda su acción y fuerza" para "conquistar derechos colectivos que mejoren las condiciones para los trabajadores".

    Por otra parte, ha destacado el papel del sindicalismo que representa CCOO como "un estilete ideológico frente a una extrema derecha que, cuando habla de libertad, lo que realmente quiere decir es obtener privilegios". "La libertad y la democracia se sustenta en conseguir derechos colectivos frente a las claves individualistas e insolidarias", ha añadido García, que ha defendido que CCOO es "la mejor herramienta" para la organización de la clase trabajadora y avanzar "en igualdad y equidad".